¿El paracetamol como cura para el desamor?

No hay nada más decepcionante que sufrir una desilusión amorosa, una experiencia que realmente puede volverse traumática para muchas personas y que también, acarrea consigo una serie de molestias que les impiden retomar su vida con facilidad. Es como si se tratara de otra rara enfermedad para la cual nadie conoce otra solución que el tiempo.

¿El paracetamol como cura para el desamor?

Sin embargo, en esta ocasión los científicos han desvelado que en realidad, la cura podría ser mucho más sencilla de lo que nos imaginamos. Y tan solo consistiría en ingerir un medicamento de lo más económico y común, que todos tenemos sin lugar a dudas en casa. Hablamos del clásico paracetamol, al que mucha gente ha llegado a alucinar por ser la pastilla comodín en sus botiquines de medicinas.

Según expertos, ingerir acetaminofén (como también se conoce al paracetamol), podría ser efectivo cuando se sufre de desamor, puesto que es una situación que activa ciertas áreas en el cerebro relacionadas con sustancias como la oxitocina, la adrenalina, la dopamina, la serotonina y la vasopresina; mismas que ven alterados sus niveles cuando pasamos por una depresión. Y es que el enamoramiento, realmente, no es más que el resultado de una serie de reacciones químicas y terminales nerviosas.

Y aún hay más.

Durante el 2010, en un estudio revelado por la Universidad de California, se reveló que el dolor emocional era manifestado en las mismas áreas cerebrales que detectan el dolor físico, por lo cual no sería descabellado recurrir a un medicamento capaz de calmar este último.

Los estudios comprobaron además, una sustancial mejora en las personas que lo ingerían tras pasar por una ruptura difícil o una desilusión romántica.

Así que ya lo sabes, la próxima vez que alguien que alguien te decepcione sentimentalmente, quizá te basté con tomar una o dos pastillas de paracetamol.

Añadir comentario